.

.

03 octubre 2010


Me he preguntado muchas veces si ser torpe era cuestión de ignorancia o improvisación, 
creo que  se puede ser torpe a base de mucho esfuerzo y dedicación, hay quién se pasa la vida convencido de que sus razones y argumentos son lógicos, veraces y  auténticos, sin embargo  solo es una  excusa inútil, una exigencia de su propia incompetencia.

2 comentarios:

  1. Además de la incompetencia pienso que hay quien asiste a clases de torpeza profesional de forma consciente.
    Cuantas cosas me he perdido por aquí.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Gracias Rosa....entonces no es una impresión mía...me alivia tu opinión.

    Ves te has puesto en un momento al día...un abrazo.

    ResponderEliminar